2015_07_28 Los miedos nos vuelven malos.

Creer que uno es víctima porque le acechan los males y los miedos es muy egoista.
Algunas personas no deben saber que todos, constantemente, hemos de enfrentarnos a nuestros propios miedos  y que nadie va a hacerlo por uno..
No hay fuertes ni débiles pero se debe pensar más en los demås, sabiendo que todos somos bastante parecidos en cuanto a lo de sentir dolor.

Comentarios

Entradas populares